Autoconsumo fotovoltaico de verdad: un caso práctico

Autoconsumo fotovoltaico de verdad: un caso práctico
Compartir

En los últimos meses estamos asistiendo a un aumento de la difusión de noticias relativas al autoconsumo fotovoltaico en los medios de comunicación en España. Noticias sobre la puesta en marcha de nuevas instalaciones individuales y comunitarias, proyectos europeos y el impulso que están llevando a cabo las administraciones públicas.

Sin embargo, en muchas ocasiones el usuario final desconoce las posibilidades reales que tiene a su alcance gracias al autoconsumo fotovoltaico y reduce el planteamiento  a la instalación de los paneles solares. Confía en que  la compensación de excedentes por parte de la compañía eléctrica le aportará un beneficio económico significativo y la realidad es que ya estamos viendo usuarios siendo compensados con 0,03 €/kW por el excedente energético vertido a la red convencional. Y es que es normal, además el precio mayorista en horas de sol caerá en picado por el tan necesario como inevitable plan de migración hacia las renovables que ya está en marcha.

Ante esta realidad, el usuario tiene una alternativa: Decidirse por el  autoconsumo de verdad.

Autoconsumo de verdad

Efectivamente, a partir de una instalación solar fotovoltaica podemos aplicar el autoconsumo de verdad y disfrutar de sus beneficios desde el minuto uno. ¿Cómo? Añadiendo una batería inteligente.

¿Qué significa el autoconsumo de verdad?

  1. Disponer de energía solar las 24 horas del día sin interrupciones en el suministro.
  2. Consumir energía de km0 no contaminante.
  3. Desvincular el consumo eléctrico de la casa a los vaivenes del mercado energético y su cambiante regulación.
  4. Desacoplarse de futuras subidas de la factura eléctrica (100% en los últimos 15 años).
  5. Ser altamente independiente de la red eléctrica. Es posible superar el 95%.
  6. Evitar trámites para intentar compensar a través de la compañía eléctrica los excedentes energéticos en la factura, que en muchos casos resulta en importes insignificantes.
  7. Dimensionar correctamente la instalación de paneles fotovoltaicos evitando invertir más de lo necesario.
  8. Modificar los hábitos de consumo y adaptarlos para aumentar el rendimiento y la eficiencia de la instalación.
  9. Disponer de una instalación diseñada y preparada para dar servicio por más de 25 años.

Ejemplo práctico de una instalación residencial

Veamos un ejemplo práctico de cómo contribuye una batería inteligente a la gestión de la demanda energética de un hogar.

1. El primer gráfico muestra el consumo eléctrico en la vivienda a lo largo del día:

2. El segundo representa la curva de producción energética de los paneles fotovoltaicos.

3. En el tercer gráfico se ve cómo el suministro energético de la batería cubre los consumos que se producen fuera del horario de producción de los paneles solares, adaptándose a las necesidades de la familia.

4. Esta imagen nos enseña en color verde la energía que ha aprovechado a acumular la batería inteligente.

5. La última gráfica dibuja la evolución del estado de carga de la batería inteligente. Empezando el análisis de izquierda a derecha, vemos como sobre las 2/3h de la madrugada la batería se está descargando porque suministra energía para los consumos nocturnos fijos como, por ejemplo, la nevera, los enchufes, etc. pero no recibe energía.

A partir de las 7h aumenta el ritmo de descarga porque suben los consumos de la familia a medida que se levanta e inicia la jornada, se encienden las luces, el calentador de la ducha, la cafetera, etc. El suministro de energía de los paneles a la vivienda inicia sobre las 8h y la batería aún no recibe energía y se descarga del todo. Sobre las 8.30h la batería inicia su proceso de carga, que logra el 100% de su capacidad sobe las 14h.

De este modo está en disposición plena de suministrar energía a la vivienda sin ningún inconveniente hasta la próxima noche y madrugada para iniciar otro ciclo.

Conclusión: El autoconsumo de verdad sólo es posible implementando baterías. Estos sistemas de acumulación inteligente permiten un aprovechamiento total de las posibilidades que aporta la energía solar a una vivienda.

Autor: Diego Astrada


Compartir
twitterlinkedinyoutube-playinstagramfacebook-official